España reabre caso contra Banco de Chile por platas de Pinochet

La causa se reabrió pues argumenta la justicia española, ésta no se investigó en Chile como se había comprometido a hacer al momento del cierre el año 2009, debe materializarse una fianza que amenaza a la institución con orden de embargo en caso de no hacerse efectiva. Así informó New York Times y Diario.es

Se trata de una antigua causa sobre alzamiento de bienes y eventual blanqueo de capitales de Augusto Pinochet por parte del Banco de Chile, una causa que fue cerrada en el país europeo pues la justicia chilena la investigaría.

El caso, que fue cerrado en 2012 a petición del Banco de Chile, fue impulsado en su reapertura por el abogado Joan Garcés en nombre de la Fundación Española Presidente Allende, que representa a más de 20.000 víctimas de la dictadura y a sus familiares.

La causa, cerrada en 2009, de acuerdo al fallo del 3 de junio de la Audiencia Nacional, no se investigó en Chile ni se afectó a la cúpula del banco, representada por Pablo Granifo Gavín, como se había señalado al momento de pedir el cierre en España, por lo que debía reabrirse. De esta forma, la sala integrada por los magistrados Carmen-Paloma González, Juan Francisco Martel y Fermín Echarri, ordenó la reapertura de la causa penal y retomar las diligencias que quedaron pendientes hace casi 10 años al juzgado número 5, encabezado por Santiago Pedraz.

La reapertura del caso puede tener implicancias financieras severas en el Banco de Chile pues en 2009, cuando se cerró, se incluía la exigencia de pagar, con carácter de inmediato, una fianza de 77,3 millones de euros. Hasta ahora el banco no se había dado por notificado de la acción penal pero «la Fundación Presidente Allende ya ha solicitado a la Audiencia Nacional que asigne a los querellados un abogado de oficio, les exija que depositen la fianza prevista en el auto de Garzón y, en caso de que sigan ignorando los autos, se proceda al embargo. elDiario.es se dirigió el pasado 17 de junio a los portavoces oficiales del Banco de Chile designados por la propia entidad financiera para plantearles por escrito varias preguntas relacionadas con la causa, pero no ha obtenido respuesta», señala el medio digital Diario.es.

El 8 de julio pasado la Audiencia Nacional de España remitió a la Corte Suprema de Chile una comisión rogatoria para notificar a los representantes legales y querellados el Banco de Chile, Banchile Corredores de Bolsa y Banchile Administradora General de Fondos. El abogado Raúl Tavolari, representante legal de los querellados, presentó un escrito en respuesta a dicha comisión rogatoria, buscando bloquear la notificación argumentando que «vulneraría el orden público nacional», pues España no sería competente en la causa y los tribunales chilenos ya habrían asumido los hechos denunciados, señala El Desconcierto.

La causa en contra del Banco de Chile en España se relaciona con el bullado caso del banco Riggs (hoy parte de PNC Bank), en el que Pinochet tenía sus millonarias cuentas bajo distintos nombres, siendo el más reconocido de todos el de Daniel López. En el marco de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en las Torres Gemelas se realiza una investigación sobre entidades bancarias por posible financiamiento del terrorismo. Ahí es cuando se descubren los millonarios pagos del dictador Pinochet que tenían como fin esconder la fortuna de la familia.

En Vivo