“Gas popular” recibe espaldarazo de Enap y podría llegar al Congreso como proyecto de ley

La idea impulsada por el alcalde de Chiguayante, Antonio Rivas, ha sido replicada por otras municipalidades que se reunieron con la Empresa Nacional de Petróleo para lograr vender gas directamente a los vecinos. “Estamos abiertos a todos los clientes, independiente de su tamaño”, señaló el gerente general de ENAP, Andrés Roccatagliata.

Hace un par de semanas el alcalde de Chiguayante, Antonio Rivas, dio un golpe a la cátedra al querer comprar gas directamente a la Empresa Nacional del Petróleo (ENAP), como una forma de contrarrestar los altos precios de los distribuidores de gas licuado.

La iniciativa de “gas popular” ha sido replicada por otras comunas las reunidas en la Asociación de Municipalidades Libres (AML), que se reunieron con ENAP para solicitar incorporarse como distribuidores minoristas de gas licuado.

A la cita, realizada el viernes de la semana pasada, llegaron los alcaldes de Recoleta, Daniel Jadue; de Macul, Gonzalo Montoya; de Cerro Navia, Mauro Tamayo; de Pudahuel, Ítalo Bravo; de Canela, Bernardo Leyton; y de La Ligua, Patricio Pallares.

“Lo que estamos pidiendo a la Empresa Nacional de Petróleo (ENAP) es que tome protagonismo y permita que otras personas y entidades puedan integrarse a este mercado”, señaló el presidente de AML, Mauro Tamayo.

Tras la reunión, el gerente general de ENAP, Andrés Roccatagliata, se mostró abierto a llegar a acuerdo, lo que es visto como un espaldarazo a la iniciativa de “gas popular”.

“Estamos abiertos a todos los clientes, independiente de su tamaño”, señaló, argumentando que “le aplicamos el mismo precio a todos, no hay diferencias”.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Municipalidades Libres, señaló que uno de los objetivos de la iniciativa es que hayan “más actores compitiendo en el mercado y acabar con esta concentración”, señaló.

El alcalde de Cerro Navia agregó que lo llama concentración porque “no le podemos llamar colusión porque no tenemos pruebas, pero lo parece”, disparó.

Cabe recordar que la propuesta de “gas popular” nació a raíz del informe de la Fiscalía Nacional Económica (FNE) de octubre pasado y que determinó que el mercado del gas licuado “no es suficientemente competitivo”, apuntando indirectamente a una suerte de colusión entre los distribuidores.

En esa oportunidad, la FNE señaló que “no es recomendable” que estas distribuidoras de gas sigan vendiendo al público.

“Este estudio confirma que el mercado del gas no es suficientemente competitivo y nuestras recomendaciones buscan que esta situación cambie lo antes posible en beneficio de los consumidores, porque estamos convencidos de que los precios pueden ser significativamente menores a futuro si se ajusta la regulación”, señaló el fiscal nacional Económico, Ricardo Riesco.

La iniciativa de “gas popular” llegó hasta el Congreso, ya que un grupo de diputados y diputadas impulsarán un proyecto de ley que permita a la Enap ser un distribuidor final para las y los usuarios.

Juan Luis Castro, diputado del PS e integrante de la Comisión Especial Investigadora de actos de organismos públicos encargados de velar por la libre competencia en esta industria, señaló que el objetivo es “romper con los círculos oligopólicos”.

La iniciativa también ha sido vista con buenos ojos por otras municipalidades como es el caso de La Florida. El alcalde de la comuna, Rodolfo Carter señaló la semana pasada que realizará las gestiones para poder vender gas.

Lo mismo hicieron un grupo de alcaldes de la región de Valparaíso que este lunes solicitaron a Enap poder distribuir gas licuado desde los municipios.

Tras la reunión con ENAP, el alcalde de Pudahuel, Ítalo Bravo, señaló que “hay una sensación de que algo no está bien y eso es lamentable”, respecto al elevado valor del gas.

“ENAP debe tomar un rol más protagónico”, agregó Bravo.

Fotos: Shutterstock/Flickr/Wikipedia

En Vivo