Jaime Orpis recurrió al Tribunal Constitucional para evitar ir a la cárcel por corrupción

La defensa del ex senador UDI ingresó un requerimiento que busca declarar inconstitucionales las normas que permitieron su condena en abril pasado y que lo transformó en el primer político en ser condenado a pagar con cárcel efectiva.

El ex senador UDI Jaime Orpis jugó su última carta para evitar ir a la cárcel, luego que en abril pasado el Tercer Tribunal Oral en lo Penal de Santiago lo condenó a cinco años y un día de cárcel por corrupción en el caso Corpesca.

Orpis recurrió al Tribunal Constitucional (TC) e ingresó un requerimiento que busca declarar como inconstitucional las normas que permitieron declararlo culpable.

Cabe recordar que el fallo del tribunal lo transformó en el primer político chileno en ser condenado a pagar con cárcel efectiva en una causa de corrupción.

Orpis ya había recurrido a la Corte Suprema para evitar la cárcel y solicitar un nuevo juicio oral. En esa oportunidad la defensa del ex parlamentario argumentó que el fallo infringió los derechos y garantías del representado.

Sin embargo, el máximo tribunal se declaró incompetente y envió los antecedentes a la Corte de Apelaciones.

El requerimiento presentado por los abogados Arturo Fermandois y Sergio Rodríguez, y que fue admitido por el TC busca declarar inconstitucional las normas del Código Orgánico de Tribunales Orales que permitieron declararlo culpable, y se suspendió así la vista del recurso de nulidad en la Corte, según consignó La Tercera.

La defensa de Orpis busca que el TC se pronuncie sobre la aplicabilidad a este caso de normas que permiten a los tribunales orales “decidir la culpabilidad del acusado por simple mayoría y no por unanimidad”, ya que la condena por cohecho obtuvo votación dividida y la de fraude, con disidencia.

“Pese a que uno de los magistrados del TOP emita un razonado y fundamentado voto de absolución del acusado, igualmente y por obra de esos preceptos se produce el resultado de condenación del mismo, pese a que dicho razonado voto de absolución constituye objetivamente, en sí mismo e irrefutablemente, un antecedente concluyente de que existe una duda razonable sobre su culpabilidad”, señala la defensa del exsenador.

Ahora la Fiscalía Centro Norte y el Consejo de Defensa del Estado (CDE) deben responder al inédito requerimiento en un plazo de 10 días, tras lo cual se resolverá si se declara admisible o no.

Foto: Flickr UDI

En Vivo