Trabajadores del comercio piden cerrar a las 19:00 horas por razones humanitarias y de seguridad

La agrupación Alianza del Comercio hizo un llamado a los empresarios y autoridades por mayor protección en su retorno a casa y tener más tiempo para compartir con sus familias.

Los trabajadores de Alianza del Comercio, que agrupa a 15 organizaciones sindicales, pidieron a los empresarios adelantar el cierre de los locales comerciales para mejorar su calidad de vida, principalmente por razones humanitarias y de seguridad.

Alianza del Comercio es una agrupación que se formó durante la pandemia y que agrupa a más de 300 mil trabajadores a lo largo de todo Chile, entre comercio, farmacias, retail y que han pedido a los empresarios cerrar a las 19:00 horas por un tema de seguridad y para estar más tiempo con sus familias.

“Esta medida tiene la finalidad de poder entregar seguridad y protección a los y las trabajadoras en su retorno a casa”, señaló Patricio Venegas, subsecretario de la Ramal de Comercio de la CUT y representante del sindicato de Walmart en la Alianza del Comercio.

Por su parte, Mauricio Acevedo, vocero de Alianza del Comercio dijo que espera que esta campaña haga que los trabajadores den a conocer sus testimonios y la precariedad en la que viven.

“Esperamos que esta campaña sea el comienzo para que las trabajadoras y trabajadores en general pierdan el miedo a relatar y a dar sus testimonios de lo que viven día a día”, señaló.

Cabe recordar que el 70% de los trabajadores que conforman esta agrupación son mujeres. En ese sentido, Acevedo relató que muchos salen tarde de sus trabajos sin protección de su empleador.

“Deben cruzar medio Santiago. Incluso donde hay buses de acercamiento, quedan botadas a mitad de camino y el resto de trayecto deben continuarlo por su propios medios, sin la protección del empleador”, afirmó.

Por su parte, Venegas hizo un llamado a los empresarios y a las autoridades “a ser solidarios con los trabajadores y trabajadoras, ya que la mayoría de los actos delictivos suceden entre las 20:00 y las dos de la madrugada, siendo las mujeres y personas que viven en la periferia de los centros urbanos las más vulnerables a portonazos, violaciones, asaltos y todo tipo de encerronas delictuales”.

Dejan de manifiesto que muchas trabajadoras han renunciado a sus trabajos luego de ser víctimas de la delincuencia, debido a que “no hay un apoyo, porque toman el asalto como algo particular, pero lamentablemente es una constante”.

Fotos: Shutterstock

En Vivo