Moreira, quien reconoció financiamiento irregular del grupo Penta, acusó daño a su imagen durante la Cuenta Pública

El senador UDI, quien en 2015 admitió públicamente haber realizado gestiones para recibir dineros de forma irregular para su campaña parlamentaria, acusó “transmisión tendenciosa” de la Cuenta Pública, luego de que lo enfocaran cuando el Presidente Boric anunciaba medidas para combatir la corrupción. “El director de esa transmisión se preocupó, cuando hablaba el presidente, en tratar con mi imagen de hacerme un símbolo, dañando mi imagen”, señaló el parlamentario, quien en 2020 dijo que “estoy pensando en patentar ‘el raspado de olla’ para un restaurante”.

“Tú crees que se pueda un raspado de la olla para los últimos 100 m de campaña?”, dice el mensaje que Iván Moreira envió el 29 de octubre de 2013 a Hugo Bravo, quien por ese entonces era el gerente de Inversiones del Grupo Penta, propiedad de Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín.

Aunque en febrero de 2019 el senador fue sobreseído por financiamiento irregular en el caso Penta, cuatro años antes y a través de una declaración pública, reconoció haber realizado gestiones para recibir dineros de forma irregular para su campaña parlamentaria.

“Quiero reconocer mediante este acto público que el mecanismo utilizado para tales efectos fue irregular, pues se realizó a través de boletas de honorarios a terceros, pero, y en esto quiero ser muy enfático, todas ellas son personas que efectivamente trabajaron activa y comprometidamente en mi campaña”, dijo Moreira el 7 de enero de 2015 en la sede de la UDI.

“Efectivamente y como es de público conocimiento el año 2013 solicité apoyo económico al señor Hugo Bravo como precandidato por Santiago Oriente y luego como candidato en la Región de Los Lagos”, agregó Moreira.

A casi ocho años de iniciada la investigación del Ministerio Público, que generó un escándalo político por el financiamiento irregular de campañas electorales, el Presidente Gabriel Boric anunció en su primera cuenta Pública la presentación de proyectos de ley para combatir la corrupción.

“Presentaremos proyectos de ley para dotarnos de una nueva regulación del lobby, mejorando la actual, y de los conflictos de intereses en el ejercicio de la función pública”, señaló el mandatario en el Congreso Nacional.

En ese preciso instante, la transmisión oficial de la Cuenta Pública captó la cara de Moreira, lo que generó una serie de comentarios en redes sociales.

A raíz de esto, el senador de oposición presentó una queja formal acusando daño a su imagen durante la Cuenta Pública.

“El director de esa transmisión se preocupó, cuando hablaba el presidente, en tratar con mi imagen de hacerme un símbolo, dañando mi imagen”, señaló Moreira en la queja formal que fue presentada ante la mesa directiva del Senado.

“Hacemos oficialmente un reclamo por la transmisión tendenciosa que hizo hoy la transmisión oficial de la cuenta pública del Presidente Gabriel Boric”, señala la nota.

Pese a la actual molestia de Moreira, quien acusó intenciones de hacerlo un símbolo de la corrupción, en 2020 reconoció que estaba pensando en patentar la frase “con el raspado de la olla” para un futuro restaurante.

“He tenido una historia de lealtad, de consecuencias y siempre me he enfrentado con la verdad. En el Caso Penta yo di la cara, fui el único político que no se escondió. Y estoy pensando en patentar, en un futuro, la frase ‘con el raspado de la olla’ para un restaurante”, dijo en julio de 2020 al diario La Segunda.

En Vivo