Piden suspender tramitación de Ley de Fármacos II: Acusan que asesora recibió más de $16 millones de multinacionales

“Es un hecho gravísimo”, afirma Héctor Rojas Piccardo, presidente de la Asociación gremial de Farmacias Independientes, quien acusa a Andrea Martones de recibir un millonario pago de la Cámara de la Innovación Farmacéutica de Chile (CIF), asociación que representa a 24 compañías multinacionales de innovación farmacéuticas en Chile.

La Asociación gremial de Farmacias Independientes (AFFI) envió una carta al Senado para que se suspenda la tramitación del proyecto de Ley Fármacos II, luego que se denunciara un posible conflicto de interés de la asesora Andrea Martones.

Según el documento, Martones “ha influido directamente en este proyecto de ley mientras a la par representaba los intereses de laboratorios prestando servicios profesionales a una gremial de laboratorios farmacéuticos internacionales”.

La denuncia se basa en una factura de $16.019.300 por parte de la Cámara de la Innovación Farmacéutica de Chile (CIF) a Martones SPA, de la cual Andrea Martones es socia directora.

Según el sitio web, CIF se define como “una asociación gremial que representa a 24 compañías multinacionales de innovación farmacéuticas con presencia en Chile”. Representa a gigantes farmacéuticos como Pfizer, Bayer y AstraZaneca, entre otras multinacionales.

Según la denuncia de las farmacias independientes, Martones está vinculada profesionalmente con los laboratorios internacionales, “quienes le realizaron pagos millonarios a través de su empresa Martones SPA”.

La carta señala que “como asesora en la Comisión mixta de Salud del Senado, Martones ha influido directamente en este proyecto de ley mientras a la par representaba los intereses de laboratorios prestando servicios profesionales a una gremial de laboratorios farmacéuticos internacionales”.

“Esto es a lo menos un conflicto de interés e incluso puede llegar a ser constitutivo de delito dado que no transparentó en ninguna oportunidad su relación con las empresas transnacionales que le pagaron”, afirma el documento.

Según Héctor Rojas Piccardo, presidente de AFFI Chile, “esto es un hecho gravísimo” y que es “casi lo mismo que el caso Corpesca”.

“Es una ley viciada por una persona que no informó el conflicto de interés por trabajar para la Cámara de la Innovación Farmacéutica de Chile”, señala Rojas en conversación con La Red.cl

Rojas agrega que “la Comisión Mixta no puede seguir adelante sin antes investigar el hecho”.

El gremio de farmacias independientes afirma que ya en octubre de 2020, a través de una denuncia ciudadana, se dio a conocer que Martones realizaba labores para la industria farmacéutica, “entre sus principales clientes tenía a CSL Behring SPA filial de uno de los holdings más grandes de la industria biotecnológica mundial”.

El hecho se dio a conocer en la sesión del 8 de octubre del mismo año, en la que senadores como Guido Girardi defendieron a Martones en su calidad de “experta en materias regulatorias” y que su trabajo era “ad honorem en la Comisión”.

Sin embargo, según la factura dada a conocer por AFFI, en julio de 2021 Martones habría recibido más de 16 millones por parte de la Cámara de la Innovación Farmacéutica de Chile (CIF), periodo en que estaba en plena tramitación la Ley de Fármacos II.

AFFI también acusa que la ley que se está tramitando “es el legado que quiere dejar el gobierno saliente y los laboratorios internacionales, uno donde Chile y sus pacientes seguirán siendo perjudicados”.

Las farmacias independientes rechazan la propuesta enviada hace algunos días por el Ejecutivo respecto a crear un “Observatorio Nacional de Medicamentos” para regular los precios de los medicamentos.

“Solo servirá para instrumentalizar mecanismos legales para defender los intereses de las transnacionales. Solo servirá para legitimar el alto precio de los medicamentos con patentes ya caros en Chile, y subir el precio de los genéricos o sin patente que aún son baratos en nuestro país”, señalan desde la AFFI.

“Lo que esperan los ciudadanos, la sociedad civil, es que sea el Gobierno entrante quien defina y corrija la mirada para logar una disminución de los precios sostenible, integral y justa. No una ley de amarre que terminará protegiendo a los de siempre”, cierra la carta firmada por Héctor Rojas Piccardo Presidente AFFI Chile, Asociación gremial de Farmacias Independientes.

Fotos: Flickr/Shutterstock

En Vivo