Rusia toma control de Jersón e intensifica su asedio sobre Kiev y otras ciudades claves

La zona portuaria cayó en manos de tropas rusas y pone en riesgo la logística y cadena de suministro de Ucrania. La ofensiva militar ha escalado contra ciudades claves y al menos cuatro explosiones azotaron a la capital durante la madrugada. En paralelo, delegaciones de ambos países retoman sus negociaciones en Bielorrusia durante esta jornada.

Hoy se cumple el octavo día de la invasión rusa que desató la guerra en Ucrania, y durante las últimas horas, las tropas desplegadas por el presidente Vladímir Putin han intensificado sus ataques sobre las grandes ciudades.

En la noche del miércoles las autoridades ucranianas confirmaron la caída de Jersón a manos de las tropas rusas. La ciudad, una de las mayores zonas portuarias del sur de Ucrania y que tiene cerca de 300 mil habitantes, es un punto estratégico clave y podría afectar la logística y la cadena de suministro del país.

Ya durante la madrugada de este jueves, los bombardeos sobre Kiev se intensificaron y al menos cuatro explosiones remecieron a la capital ucraniana. De acuerdo a información de medios europeos, dos explosiones se registraron en la estación de metro Narodiv, a cinco kilómetros de la plaza Maidán y cercanana a edificios de gobierno.

Pese a que siguen bajo control ucraniano, otras ciudades claves han sufrido la intensificación de la ofensiva rusa. Se trata Járkiv, Chernihiv y Mariúpol. La defensa de esta última es fundamental para Ucrania, ya que, en caso de caer en manos del enemigo, le permitiría a Rusia crear una franja que conecte el Donbás con la península de Crimea, anexada por los rusos el 2014.

Durante esta jornada se retomaran las negociaciones en Bielorrusia entre las delegaciones rusas y ucranianas. La primera instancia no fue fructífera, y al igual que entonces, el ataque ruso sigue sin cesar pese a las peticiones de alto al fuego del presidente Volodimir Zelensky.

En esta oportunidad, Ucrania solicitará la creación de corredores humanitarios para sus ciudadanos, según informó Agence France-Presse. Por su parte, Rusia ha insistido en que continuará su ofensiva hasta cumplir sus objetivos.

En ese sentido, el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguei Lavrov, señaló que su país seguirá con la guerra hasta “el final”, insistió en las acusaciones de la presencia del nazismo en Ucrania y comparó a Estados Unidos con Napoleón y Adolf Hitler, ya que los norteamericanos buscarían “subyugar Europa”.

De acuerdo a cifras oficiales ucranianas, ya han muerto 2 mil civiles en la guerra. En el caso de Rusia, en el Kremilin estiman que 500 soldados han muerto, pero informes de Inteligencia de Estados Unidos elevarían esa cifra a 2 mil, según informó EL Mundo. La ONU, en tanto, señaló que 1 millón de personas han abandonado Ucrania.

Fotos: Twitter Descifrando la guerra

En Vivo