Ex carabinero que cegó a Fabiola Campillai vuelve a la cárcel: cumplirá prisión preventiva en Santiago 1

El Juzgado de Garantía de San Bernardo ordenó modificar la medida cautelar para Patricio Maturana, luego que el Ministerio Público presentara un informe que establece que el ex capitán omitió entregar la cámara que portaba el día de la agresión.

El ex capitán de Carabineros Patricio Maturana, imputado por dejar ciega a Fabiola Campillai, deberá volver a prisión preventiva luego de que el Juzgado de Garantía de San Bernardo decretara aumentar las medidas cautelares.

La fiscal Paola Zárate pidió modificar la medida argumentando que “la prisión preventiva es indispensable para que no se obstruya la investigación ni eludiendo las pruebas u ocultándolas”.

El requerimiento fue acogido por la jueza Magdalena Casanova, quien ordenó que Maturana cumpla prisión preventiva en la cárcel de Santiago 1, luego de la entrega de nuevos antecedentes por parte del Ministerio Público.

Entre las pruebas que entregó la parte querellante, se encuentra un informe de Carabineros en el que se señala que Maturana omitió entregar la cámara GoPro que portaba el día en que lanzó la lacrimógena que dejó ciega a Campillai.

“El imputado omitió informar qué habría sucedido con la cámara que le había sido entregada”, señaló Zárate.

Además, la fiscalía presentó un informe psicológico del Servicio Médico Legal donde se da cuenta que Campillai sufre de estrés postraumático producto de la agresión recibida por Carabineros.

Según el documento, Campillai padece “ánimo depresivo, angustia, ansiedad y síntomas físicos diversos”, además de “alteración en la configuración de su identidad, además de pérdidas de los sentidos como la vista, el olfato y el gusto”.

Cabe recordar que durante la audiencia, la parte querellante ampliaron la querella a “delitos de Lesa humanidad” ya que no se puede considerar como un delito común pues ocurre durante el estallido social con la orden de atacar a las personas que se manifestaban y con clara intención además, de parte del imputado, de dañar a Campillai y de esconder posteriormente su accionar.

“Esta persona tuvo intención de herir a una tercera persona que se iba a trabajar. La actuación del Estado, no sólo de Maturana era dañar a las personas y provocar el miedo”, señaló el abogado de Derechos humanos Miguel Yáñez Lagos.

Fotos: Captura de video

En Vivo